Agosto 07, 2022

Login to your account

Username *
Password *
Remember Me

Create an account

Fields marked with an asterisk (*) are required.
Name *
Username *
Password *
Verify password *
Email *
Verify email *
Captcha *
Reload Captcha

Alemania en alerta por escasez de gas

La segunda fase de tres se pone en marcha cuando el Gobierno ve un alto riesgo de escasez de gas a largo plazo.

ALEMANIA 23 de Junio del 2022 (RN Noticias) con información de ARISTEGUI NOTICIAS.- Alemania entró el jueves en la fase dos de su plan de emergencia de gas debido a la reducción del suministro de Rusia y a los altos precios, pero todavía no ha activado una cláusula que permite a las empresas energéticas repercutir en los clientes el aumento de los costes del gas, según el Ministerio de Economía.

La “fase de alarma” —la segunda fase de tres— se pone en marcha cuando el Gobierno ve un alto riesgo de escasez de gas a largo plazo.

Ante la disminución de los flujos de gas procedentes de su principal proveedor, Rusia, la primera economía europea se encontraba en la fase 1 de su plan de emergencia desde finales de marzo.

“No debemos engañarnos: el corte del suministro de gas es un ataque económico contra nosotros por parte de (el presidente ruso Vladimir) Putin”, dijo el ministro de Economía, Robert Habeck, en un comunicado.

Según el plan de la segunda fase, Berlín proporcionará una línea de crédito de 15,000 millones de euros (15,800 millones de dólares) para llenar las instalaciones de almacenamiento de gas. Además, este verano se pondrá en marcha un modelo de subasta de gas.

Las empresas alemanas que impulsan la mayor economía de Europa están contemplando dolorosos recortes en su producción y recurriendo a formas de energía contaminantes que antes se consideraban impensables, mientras se adaptan a la perspectiva de quedarse sin gas ruso.

La reducción de los suministros rusos ha acelerado los esfuerzos de toda la industria alemana por encontrar alternativas para mantener las fábricas en funcionamiento y limitar el coste económico.

El gigante químico BASF está estudiando qué fábricas podrían reducir su producción primero, mientras que su rival Lanxess podría retrasar el cierre de algunas centrales eléctricas de carbón.

Mientras Gazprom reducía la semana pasada el flujo del gasoducto Nord Stream 1 desde Rusia a Alemania en un 60%, el proveedor de Proctor & Gamble Kelheim Fibre sopesaba la decisión de gastar millones en la adaptación de su central eléctrica de gas para que funcione con petróleo.

Aurubis, la mayor fundición de cobre de Europa, dijo que también está buscando sustitutos, pero que la adaptación de las centrales eléctricas es cara y requiere mucho tiempo.

 

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

© 2021 RNnoticias, Derechos reservados. Edit By JCP